Sigue subiendo la venta de música en España en 2017

music-on-your-smartphone-1796117_1280 - venta de música

Se consolida la reactivación de la venta de música. El primer semestre de este 2017 arroja un incremento del 13,78% respecto al mismo periodo del pasado año.

Fueron 83,4 millones de euros los que nos hemos gastado los españoles en música grabada frente a los 73,3 del primer semestre del 2016, pero las previsiones no son tan halagueñas para el resto del año, ya que las negociaciones con las plataformas de streaming podrían motivar una reducción de los ingresos en aras de la necesaria rentabilidad de estos modelos de negocio.

Gran parte de estas cifras tan positivas son gracias al streaming – escuchar música sin descargar los archivos-  pasando los ingresos por suscripciones a las plataformas de streaming de 17,6 millones a 24,9 en este semestre, lo que supone una subida del 41%. El crecimiento de estas suscripciones son vitales para el futuro del sector de la música en España.

No ocurre lo mismo con el streaming gratuito financiado por publicidad. En el resto de países europeos, esta opción apenas tiene implantación, con una media del 7,9% de usuarios, sin embargo, en España llega al 31,2%. Los vídeos de música, en las mismas condiciones que el streaming, suben un 43,5%, pero sólo se traduce en un 18% del total de ingresos por streaming. Este escaso retorno que genera, llamado “brecha de valor” ha motivado las lógicas quejas de los músicos.

En cuanto a los soportes físicos, sorprendentemente repuntan un 1%, aunque teniendo en cuenta que el pasado año bajaron sus ventas un 22%. En total, han generado 27 millones pero lo más curioso es que el soporte que ha crecido no es el CD… ¡sino el vinilo! Sin embargo, los DVD están en caída libre.

En todo caso, el predominio de la música digital frente a los soportes físicos es absoluto, abarcando el 67,5% de los ingresos del sector.

El presidente de Promusicae, Antonio Guisasola, ha valorado los resultados, en su conjunto, como “alentadores” en un periodo del año sin grandes lanzamientos. Pero, advierte que la música debe remunerarse de manera adecuada y eso solo es posible si los consumidores apuestan por los modelos de suscripción.

También se han hecho públicos los resultados del Estudio Internacional que elabora Ipsos Connect en los 13 principales mercados globales entre los que está España, con datos procedentes de usuarios de Internet de 16 a 64 años. De este estudio se desprende, por ejemplo, que 9 de cada 10 usuarios de streaming de pago lo disfruta a través del móvil y que el 85% de los adolescentes entre 13 y 15 años escucha música en streaming, aunque el 46% lo hace a través de plataformas gratuitas con publicidad como Youtube, y la mayoría no para descubrir nueva música sino para escuchar canciones que conoce, lo que vuelve a ponernos frente a la mencionada “brecha de valor”.

Lo más llamativo y preocupante es que, a pesar de gozar de tantas opciones para escuchar música legalmente, sigue existiendo la piratería. Un 40% de los usuarios accede a música de manera ilegal. Los autores, técnicos de sonido y resto de trabajadores de la industria tienen un nuevo enemigo: el stream ripping que consiste en transformar canciones de streaming en archivos descargables. Esta práctica ilegal y nefasta para el futuro de la música, la realizan el 35% de los usuarios de Internet y el 53% de los jóvenes de entre 16 y 24 años.

 

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestShare on LinkedInShare on TumblrEmail this to someonePrint this page

Comentar

Comentarios